lunes, 5 de septiembre de 2016

Transformación del músculo en carne.

Post extraído con el permiso de boovis.es,



Saturno devorando a un hijo,
Goya, 1819-1823
Devorar a alguien está mal, muy mal, y si es a un hijo, incluso peor. Probablemente esto explique la cara desencajada de Saturno en el cuadro de Goya adjunto ... pero además, ... la mala palatabilidad que presenta el músculo fresco para el consumo, probablemente no le ayude a tener mejor cara.
Imagen del Dr. Aníbal Lécter en
 "El Silencio de los Corderos",
tras atacar, matar y devorar parcialmente
 a dos de sus carceleros. 
No sólo en la mitología y la pintura tenemos ejemplos de esta mala palatabilidad del músculo fresco, también en el séptimo arte. La filmografía sobre Aníbal Lécter no aclara si es por la mala palatabilidad, por ceremonia, o por embriagar los sentidos antes de un mal bocado, pero el Dr. Aníbal Lécter decide acompañar las tajadas frescas de algunas de sus víctimas ... "con un buen Chianti". 
En este post no se va a hablar más sobre tendencias caníbales, que me han valido de introducción macabra. Sin embargo, lo que se trata en él ayudará a comprender el por qué de la mala palatabilidad del músculo fresco, a la que se ha aludido más arriba, y cómo éste puede transformarse en un alimento comestible. Y es que, precisamente, el objeto de este post es tratar el proceso que lleva al músculo de un animal recién sacrificado, que es duro, de sabor desagradable y no apto para el consumo, a pesar de las opiniones de los personajes anteriores, a transformarse en carne lista para consumir: bien sin pasar por el fuego, como es el caso del steak tartar, bien asada, guisada, a la plancha, etc ... Este proceso de transformación consta de varias fases, que se explican a continuación. 


Fase PRE RIGOR MORTIS.

Tras el sacrificio del animal, sus células siguen respirando para obtener energía en forma de ATP; lo que ocurre es que, como el animal no ventila, la disponibilidad de oxígeno es baja y las células musculares tienen que optar por la ruta anaerobia que, además de ser menos eficiente y producir mucho menos ATP por mol de combustible utilizado (carbohidratos), produce ácido láctico, lo cual acidifica la carne bajando su pH a 5 a 5,2 en esta primera etapa.



Esta acidificación tiene varios efectos:
  • En primer lugar, protege a la carne de entrada de microrganismos, ya que sólo unos pocos resisten medios ácidos (mohos, levaduras).
  • En segundo lugar, llevan a las proteínas a la proximidad de su punto isoeléctrico (carga nula) con lo cual las moléculas proteínicas no se repelen, ocurriendo una compactación y reducción de espacio entre las mismas, que produce una salida de agua (exudación). Esto también juega en favor de una mejor protección y conservación de la carne (el contenido de agua dificulta la conservación). 
Estos procesos son muy diferentes de los que ocurren en el pescado, de ahí la mayor tendencia del mismo a la degradación. 


FASE DE RIGOR MORTIS.

En esta fase el músculo se endurece y contrae debido a que el ATP generado es empleado por la actina y miosina para unirse en el proceso de la contracción muscular. Además, en este caso el proceso de contracción muscular es irreversible, ya que el ATP se genera siguiendo una ruta de bajo rendimiento, la anaerobia, y no es suficiente para que las bombas ATPasa correspondientes retiren el calcio acumulado en este proceso entre las fibras musculares, hacia el retículo sarcoplásmico. A esta situación de contracción irreversible, se denomina rigor mortis

Además, la bajada de pH produce que este complejo duro de actina-miosina se desnaturalice y quede como un bloque.


FASE DE MADURACIÓN.

El exceso de calcio que las bombas ATPasa del retículo sarcoplásmico no pueden retirar, posibilita la presente fase de maduración, que es la que realmente da a la carne las propiedades organolépticas que la caracterizan. Precisamente este calcio, al unirse a sitios activos de enzimas como la CAF o la Catepsina, facilita el inicio del proceso degradativo que se conoce como maduración.

Este proceso posibilita la rotura del complejo de actina-miosina, incluso al nivel de péptidos y aminoácidos que, seguidamente, sufrirán un proceso de degradación posterior; por ejemplo, la anserina y carnosina generadas van a posibilitar la aparición de histidina. Esta rotura del complejo actina-miosina va a producir el ablandamiento, disminución de rigidez y la textura de la carne y, por lo tanto a mejorar su digestibilidad.

Adicionalmente, los nucleótidos liberan sus bases púricas (adenina, guanina, citosina, timina), algunas de las cuales se metabolizan pasando a xantina e hipoxantina, que son responsables de algunas de las propiedades organolépticas positivas de la carne. Es en estos procesos, en los que se liberan pequeñas moléculas volátiles (NH3, SH2, acetaldehído), que son las responsables de los aromas de la carne, y también de una subida del pH a 6,2, que es el ideal para su consumo.

Otro proceso que ocurre es la oxidación de la mioglobina, pasando al color rojo brillante característico de la sangre. Esta proteína globular es la responsable de muchos de los cambios que ocurren en la carne al ser modificada por distintos procesos, por ejemplo: al cocinarla, la mioglobina pasa a ferrihemocromo (Fe3+), que proporciona el color marrón característico a las carnes cocinadas; o también, al conservar en salazón con adición de nitritos y nitratos, la mioglobina pasa a nitroso-mioglobina, que da el color rojo vivo a este tipo de carnes. 

Esta es la fase clave para la transformación del músculo en carne y, si se dificulta, por ejemplo congelando antes de tiempo, se obtienen carnes insípidas de bajo valor para el consumidor.



viernes, 29 de julio de 2016

Uno para todos ... El Aloe y sus múltiples usos




Existen pocos ejemplos de especies tan avaladas por su empleo en tantas fuentes de la medicina tradicional, como el Aloe:

  • En la medicina tradicional china (1), se utiliza Lu Hui para aludir el uso de los productos de Aloe como purgante, 
  • En la medicina tradicional ayurveda se emplea el término sánscrito Ghrita Kumara para aludir el empleo de esta especie en el tratamiento de numerosas patologías, 
  • También la medicina tradicional egipcia detalla su empleo a través del Papiro de Ebers.
  • La medicina tradicional occidental (8) lo incorpora a través de los trabajos de Dioscórides, en la Antigua Grecia. 
  • Otras fuentes, como la medicina tradicional americana (8), también cuentan con esta especie entre sus remedios. 
A lo largo de la historia, las posibilidades de adaptación de esta especie procedente de África a otras geografías, así como sus numerosísimas aplicaciones terapéuticas, han posibilitado este posicionamiento ecuménico dentro del campo de la etnobotánica. Hoy en día se contempla en algunas de las principales farmacopeas del mundo (USP, United States Pharmacopeia; Ph.Eur, European Pharmacopoeia (4)) y su uso se extiende cada vez más. 

Dentro de la farmacia comunitaria, es un elemento clave para el tratamiento de numerosas dolencias que se referirán en este post. El éxito en el tratamiento de las mismas con productos de aloe, así como su facilidad de cultivo doméstico, origina numerosas consultas día a día en nuestras farmacias, tanto por parte de pacientes, como de profesionales sanitarios de otros ámbitos. Es por ello que finalmente me he decidido a publicar este post, que trata sobre todos estos temas desde un punto de vista amplio y profundo. 


ASPECTOS TERAPÉUTICOS


Los productos de Aloe son empleados en las industrias alimentaria, cosmética y farmacéutica. En el presente post voy a hablar únicamente de su uso en esta última. Así, es importante destacar dos productos del Aloe, que son poseedores de propiedades terapéuticas muy diferentes: 
  • El gel, que ocupa la gran parte del tejido parenquimático ubicado en el centro del mesófilo de la hoja, de aspecto traslúcido y gelatinoso. Además de otras funciones, se trata de un tejido modificado para almacenar reservas hídricas en época de sequía, conteniendo un 98% de agua, además de numerosos principios activos. 
  • El acíbar, látex o savia, que se encuentra en los tubos pericíclicos del tejido vascular que se encuentra limitando el mesófilo, justo debajo de la epidermis de la hoja. De color amarillo, sabor amargo y propiedades irritantes. 

Actualmente se han identificado cientos de compuestos existentes dentro de estos productos (3): algunos de función conocida, y responsables de las propiedades terapéuticas de ellos, y otros de función y aplicaciones desconocidas. En este post voy a hablar de los principales principios activos de cada uno de los productos de Aloe indicados anteriormente: 
  • El látex contiene heterósidos antraquinónicos, entre los que destacan los denominados aloínas A y B
  • En el gel destacan los mucílagos, aunque también muchos otros principios que se indicarán a continuación. 

Heterósidos antraquinónicos.


Se trata de derivados del antraceno en diferentes grados de oxidación. La presencia de los anillos cromáticos es responsable del color que suele caracterizar estas sustancias. Normalmente se presentan en forma de heterósidos con unión O-glicosídica a diferentes azúcares (glucosa, ramnosa), a través de los carbonos C8 y/o C3 y/o C6 del policiclo. 

Fig. Aloína


El mecanismo de acción como laxante se basa en la elevada reactividad del carbono C10 de la molécula cuando se encuentra en estado reducido, esto es en forma de grupo metilén. En este estado, la reactividad de este carbono es responsable de las siguientes acciones: 


  • acción irritante sobre las paredes del intestino. Esta acción irritante confiere importantes propiedades laxantes, ya que el epitelio del intestino grueso responde a la irritación directa incrementando tanto la secreción de mucus alcalino como los movimientos peristálticos (9); el resultado es una potente acción laxante. Sin embargo no se debe abusar de estas sustancias, tanto debido a su potencia laxante, como a que pueden producir dependencia; únicamente deben de emplearse puntualmente, cuando sea necesario, y no de modo continuo. Pueden ocasionar molestias gastrointestinales y dolor tipo cólico. También, cuando se abusa, pueden manchar la pared intestinal; mancha que, sin embargo, es inofensiva. 
  • bloqueo de la bomba ATPasa Na/K. El funcionamiento de esta bomba, situada en las membranas basolaterales del enterocito, es clave para la absorción intestinal de sodio (Na) y agua: al expulsar Na desde el enterocito al intersticio por acción de esta bomba ATPasa, se genera un potencial electroquimico que potencia entrada de Na desde la luz intestinal al enterocito a través de la membrana apical del mismo. Esta retirada de Na del lumen intestinal hacia el intersticio, genera un potencial osmótico que hace que el agua se mueva en el mismo sentido, siendo también retirada del intestino. El bloqueo de este motor de retirada de agua y sales del intestino por las antraquinonas, es responsable de un exceso de los mismos en el intestino, con el consiguiente efecto laxante.    
  • estimulación del canal Cl. El cloro (Cl) sigue al sodio en su tránsito a través de la mucosa, por motivos de equilibrio de carga (9). Al aumentarse la concentración de Na en el enterocito por el mecanismo de bloqueo de la bomba ATPasa Na/K indicado en el punto anterior, también lo hace la concentración de Cl en el mismo, especialmente si el canal de Cl, situado en la membrana basal del enterocido, está abierto (9). Este mecanismo refuerza el efecto laxante visto en el punto anterior, ya que al reducirse la concentración de Cl en es espacio intersticial, también lo hace el potencial osmótico responsable de la retirada de agua de la luz intestinal
Este carbono C10 puede bloquearse, bien mediante oxidación, bien mediante unión del mismo a moléculas de azúcares (heterósido) o a otras antraquinonas, formando dímeros (diantronas). Como quiera que se administran vía oral, debe hacerse en una de estas formas (oxidada, heterósido, diantrona), para que no irriten la pared de todo el tubo digestivo desde el esófago. Esto no impide su acción, ya que al llegar al intestino, se vuelven totalmente funcionales gracias a la acción de enzimas glucosidasas y reductasas existentes en el mismo, que las transforman a su estado reducido o activo. Es por esto que, cuando se administra la genina suelta, y no como heterósido o dímero, es conveniente que esté oxidada. Es de los pocos casos en que un producto natural fitoterápico interesa que esté oxidado. 

Se recomienda tomar estos productos durante la noche para que produzcan el efecto laxante a la mañana siguiente. 


Mucílagos y otros componentes del gel


Los mucílagos están compuestos por glucomananos (acemanano), pectinas y hemicelulosas, que desempeñan funciones hidratantes, emolientes y protectoras para la piel y mucosas, incluso para la mucosa gastrointestinal. Además reducen la absorción de grasas e hidratos de carbono en el tracto gastrointestinal y producen sensación de saciedad, ayudando a reducir la ingesta. Relacionadas con este grupo también hay glicoproteínas y glucosaminoglicanos (GAGs), con importantes propiedades funcionales. Dentro de ellos es de destacar el alprogen, de propiedades antialérgicas; en muchas ocasiones las posibilidades de interacción de este tipo de moléculas con determinados receptores leucocitarios, son las responsables de estas propiedades antialérgicas (recuérdese mi publicación (7) sobre glicoproteínas presentes en el parásito Acanthocheilonema viteae y sus propiedades antialérgicas al unirse a receptores del mastocito, evitando su activación).

Además existen otros principios en el gel, entre los que se destacan: 
  • Una fuente de ácido salicílico, al igual que ocurre en otras plantas de carácter analgésico y antiinflamatorio como Salix spp y Filipéndula ulmaria
  • Enzimas, algunas de las cuáles como determinadas carboxipeptidasas, son capaces de eliminar mediadores de la inflamación como es la bradikinina. Además se cree que este tipo de enzimas es capaz de regular tanto la formación de tromboxano, así como de determinadas prostaglandinas inflamatorias (2). 
  • Otro mediador de la inflamación, entre otras la alérgica, es la histamina. El lactato magnésico presente en el gel es un inhibidor de enzima histidina descarboxilasa, cuya actividad es necesaria en la ruta de biosíntesis de la histamina a partir del aminoácido histidina (3). 
  • La presencia de una gran variedad de aminoácidos confiere al gel interesantes propiedades nutritivas que son coadyuvantes en los procesos de regeneración de la piel.
  • La presencia de numerosas vitaminas y especies capturadoras de radicales libres confiere al gel potentes propiedades antioxidantes. 
  • La presencia de saponinas proporciona al gel interesantes propiedades antisépticas frente a bacterias, virus y hongos (3). Además algunas saponinas son capaces de inhibir la lipasa pancreática y, de este modo, reducir la absorción de grasas en el intestino, cuando se administra oralmente. 
  • Fitosteroles (lophenol, cicloartanol, lupeol, sitosterol) que no se absorben en el tracto gastrointestinal pero que impiden también la absorción del colesterol de la dieta (8). 
  • Cromonas poseedoras de propiedades antiinflamatorias (3). 


Es por todo ello que los derivados del gel de Aloe se emplean en (8):


(a) Administración tópica:

(a.1) Coadyuvante en la curación de heridas, incluidas las quirúrgicas.
(a.2) Tratamiento de quemaduras leves. Tanto las producidas por el sol como por agentes químicos, calor y por radioterapia.
(a.3) Calmante en reacciones alérgicas, incluidas reacciones a picaduras de insectos.
(a.4) Hidratación de la piel seca
(a.5) Coadyuvante en el tratamiento de "lesiones secas" de origen autoinmune: dermatitis de contacto, dermatitis atópica, psoriasis.
(a.6) Calmante para rozaduras, escoceduras.
(a.7) Coadyuvante en procesos de regeneración de la piel, como los que ocurren tras sufrir una abrasión cutánea por rozamiento. 

(b) Administración oral:

(b1) Acción hipolipemiante e hipoglucemiante, indicada como coadyuvante en el control de los niveles plasmáticos de glucosa, colesterol y triglicéridos en pacientes con diabetes mellitus II (mecanismo pendiente de desvelar).

(b.2) Acción antiinflamatoria y protectora gastrointestinal, indicada en pacientes con úlceras o con colitis ulcerativa.

Un corolario interesante de todo esto son las aplicaciones del gel de Aloe en odontología, para el tratamiento de: úlceras bucales, liquen plano, fibrosis submucosa oral, estomatitis aftosa, periodonditis, osteitis alveolar, etc (ver 11,12). 

Nota. Se habla de muchas otras propiedades terapéuticas del Aloe que no he incluido en este post, por no estar suficientemente justificadas. Sin embargo esto suele suceder en productos naturales como el Aloe, debido a que la imposibilidad de patentarlos no justifica la realización de los costosos ensayos clínicos que son necesarios para demostrar sus propiedades terapéuticas. De todo este tema hablo en mi pasado post (10):






ASPECTOS BOTÁNICOS

Fig. En el laboratorio, con un ejemplar de Aloe spp.
Cuando nos referimos a la planta Aloe, generalmente nos estamos refiriendo a Aloe Barbadensis o a Aloe arborescens, que son las dos principales especies que se comercializan. Sin embargo hay que decir que existen casi 600 especies dentro del género Aloe spp.

Se trata de especies originarias de África y adaptadas a climas secos y áridos a través del desarrollo de "hojas suculentas" especializadas en el almacenamiento de agua y nutrientes para épocas de sequía, gracias a la hipertrofia del parénquima-mesófilílicoAsí, el contenido en agua de este parénquima, vulgarmente conocido como gel de Aloe, es del 98% (3). Se constata que la suculencia de las hojas, está directamente relacionada con las aplicaciones terapéuticas de los productos de Aloe (5). 

Éste género herbáceo de hoja perenne y con flores pertenece a la subfamilia Asphodeloideae. Sin embargo, desde un punto de vista filogenético, no está clara la familia a la que pertenece esta subfamilia: así, existen publicaciones que la adscriben tanto a la familia de las Liliaceae (6,8,12), como la de las Xanthorrhoeaceae (5) e, incluso, a otras.  Personalmente, me decanto más por la hipótesis de pertenencia a las Xanthorrhoeaceae.

La luz abundante es buena para el desarrollo de la planta, no así la incidencia directa de los rayos solares. También hay que tener en cuenta que se trata de una planta adaptada a climas áridos, por lo que no debe anegarse de agua continuamente, sino añadir pequeñas cantidades sólo cuando la tierra esté seca. De este modo, la planta puede explotarse fácilmente en el domicilio, si bien durante el almacenamiento de sus productos, pueden ocurrir procesos degradativos que hagan perder sus propiedades terapéuticas al gel: oxidación, de pardeamiento enzimático, proliferación bacteriana, etc. Es por ello que debe utilizarse el gel con carácter inmediato, fresco, y ser conservando en nevera durante el corto interin hasta nuevas aplicaciones. Previamente a la utilización del gel es necesario separar la hoja de la planta, realizar un corte longitudinal en la misma, extraer el gel con una cuchara o similar y depositarlo en un recipiente inerte en el frigorífico; no conviene que quede almacenado en la vaina de la hoja, ya que esto le resta estabilidad. Es por esto que el uso del gel en farmaindustria, en industria alimentaria o en industria cosmética, requiere un tratamiento específico para que no pierda sus propiedades beneficiosas durante periodos de almacenamiento y procesamiento largos (puede verse en (6)).


En cuanto al otro producto de Aloe, el acíbar, los problemas degradativos no son tan relevantes, ya que para el uso seguro como laxante de sus antraquinonas, éstas deben de estar oxidadas. El mecanismo de su acción terapéutica se basa en su reducción en la luz intestinal, como se ha explicado más arriba. Es de los pocos productos naturales fitoterápicos a los que la oxidación no perjudica.




BIBLIOGRAFÍA RECOMENDADA

(1) Yifan Yang. Chinese Herbal Medicines. 2ª Edición, 2010, China. Churchill Livingstone: 65-66.

(2) Dennis V.C. Awang. Tyler’s Herbs of Choice The Therapeutic Use of Phytomedicinals, 3ª Edición, 2009, USA. CRC Press (Taylor & Francis Group): 35, 181.

(3) Amit Pandey and Shweta Singh. Aloe Vera: A Systematic Review of its Industrial and Ethno-Medicinal Efficacy. International Journal of Pharmaceutical Research & Allied Sciences, 2016, 5(1): 21-33.

(4) European Directorate for the Quality of Medicines & HealthCare. European Pharmacopoeia 7.0, 7th Edition, 2010, Strasbourg (France). EDQM: monographs 01/2008:0257 and 01/2008:0258.

(5) Grace OM, Buerki S, Symonds M RE, Forest F, van Wyk AE, Smith GF et Al. Evolutionary history and leaf succulence as explanations for medicinal use in aloes and the global popularity of Aloe vera. BMC Evolutionary Biology, 2015; 15:29

(6) Hashemi SA, Madani SA, Abediankenari S. The Review on Properties of Aloe Vera in Healing of Cutaneous Wounds. BioMed Research International, 2015; 2015:1-6.

(7) Iñigo Pallardo Fernández. Enfermedades Autoinmunes, tratamiento con Trichuris suis y otros helmintos. Ars Pharm. 2015; 56(2): 65-75.

(8) Herbal Medicine. Biomolecular and clinical aspects, second edition, 2011, Boca Ratón (Florida). CRC Press, (Taylor & Francis Group,): 37,

(9) Hall JE, Guyton AC. Textbook of Medical Physiology, 12 Ed, 2011, Philadelphia (USA). Saunders (Elsevier): 794 - 798

(10) Iñigo Pallardo-Fernández. Indicaciones sobre fitoterapia. Club Sanitario, 2014

(11) Neena IE, Ganesh E, Poornima P, Korishettar R. An ancient herb aloevera in dentistry: A review. J Oral Res Rev 2015; 7:25-30.

(12) Mangaiyarkarasi SP, Manigandan T, Elumalai M, Cholan PK, Kaur RP. Benefits of Aloe vera in dentistry. J Pharm Bioall Sci 2015;7:S255-9.


viernes, 13 de mayo de 2016

Agonistas parciales, moduladores bioquímicos con múltiples aplicaciones. Rapastinel (GLYX-13).

El 29/01/2016 el fármaco rapastinel (GLYX-13), actualmente en fase III de ensayos clínicos para el tratamiento de formas refractarias de depresión, y que actúa sobre el sistema glutamatérgico vía agonismo parcial del receptor NMDA, recibió la designación de "Terapia Innovadora" (Breakthrough Therapy) de la FDA, destinada a facilitar su desarrollo. Una de las principales ventajas del fármaco es que, a diferencia de otros antidepresivos, el establecimiento de la acción es muy rápido. La idea de antidepresivos de acción rápida basados en la acción sobre las vías glutamatérgicas, tiene su origen en la observación de los efectos del "anestésico general" ketamina en este sentido. Sin embargo rapastinel no presenta las reacciones adversas de la ketamina (1,5).

Este agonismo parcial se logra mediante modulación alostérica del sitio de unión del aminoácido neurotransmisor glicina (Gly) en el receptor NMDA de glutamato (Glu), a través de una novedosa molécula de naturaleza peptídica (1), ver Fig. 1.
Fig. 1. 

Pero precisamente por esta naturaleza peptídica su administración debe ser parenteral; sin embargo este inconveniente está siendo solucionado mediante derivados del rapastinel como es NRX-1074, actualmente en fase II de ensayos clínicos.

Adicionalmente a sus propiedades antidepresivas, su acción moduladora de las vías glutamatérgicas, altamente involucradas el desarrollo de capacidades cognitivas a través de procesos como la potenciación a largo plazo (LTP, Long Term Potenciation), confiere a este fármaco importantes propiedades nootrópicas, para potenciación cognitiva (4). Otra propiedad derivada de su carácter de agonista parcial, es su posibilidad de actuar como antagonista del receptor NMDA en determinadas situaciones, como son las que se producen en los eventos isquémicos cerebrales, en los que se liberan grandes concentraciones de agonistas endógenos de las vías glutamatergicas, con efecto excitotóxico; consecuentemente, esta propiedad del fármaco le confiere carácter neuroprotector (2,4).


En general, la acción sobre unas vías de neurotransmisión tan críticas y relevantes para tantas funciones como son las glutamatérgicas, es conveniente efectuarla mediante su modulación a través de agonistas parciales, más que a través de su antagonismo o agonismo completos. Esta función moduladora clave de los agonistas parciales puede consultarse en mi reciente publicación en la revista científica Psiquiatría Biológica, de la plataforma Elsevier, titulada "Agonistas parciales, moduladores bioquímicos con múltiples aplicaciones":



Aunque la publicación está actualmente en imprenta y no es posible acceder al documento completo en pdf, en breve estará disponible en abierto desde este post. Mientras tanto se resume el contenido de la misma a continuación:


RESUMEN


En general los diferentes tratados de farmacología se organizan en torno a una clasificación anatómica-terapéutica-química. Los tratados de “química farmacéutica” suelen organizarse, además, poniendo énfasis en la naturaleza química de los fármacos, así como en los procesos bioquímicos involucrados en su acción. En otras ocasiones, cuando se contempla la fitoterapia desde un punto de vista botánico, como hace la “botánica medicinal”, la exposición se realiza mediante un viaje a través de los diferentes taxones que contienen especies con relevancia terapéutica.


En cambio en este artículo de revisión se va a hablar de un grupo de fármacos que, desde los enfoques expositivos anteriores, no tienen mucho que ver pero que, sin embargo, poseen mecanismos farmacodinámicos muy similares, a pesar de que actúen sobre diferentes receptores. Se trata de los agonistas (y antagonistas) parciales. Lógicamente no se revisarán todos en este artículo, sino aquéllos que al autor le han parecido más curiosos e interesantes para ilustrar su relación mutua en cuanto al funcionamiento farmacodinámico: vareniclina, buprenorfina, diazepinonas, aripiprazol, memantina. Este es el objetivo de este artículo: la revisión de un grupo de fármacos desde un punto de vista novedoso, como es su mecanismo de acción farmacodinámico común.


Entre las conclusiones, está la indicación de este tipo de fármacos cuando se va a intervenir en sistemas bioquímicos y fisiológicos tan complicados que, las funciones a tratar no deben ni inhibirse ni potenciarse desmedidamente, sino simplemente modularse. Este es el caso de muchas dolencias que afectan al sistema nervioso.

ABSTRACT


In general the different treaties of pharmacology are organized around an anatomical-therapeutic-chemical classification. Treaties about "medicinal chemistry" are organized not only around that, but also emphasizing the chemical nature of the drugs as well as the biochemical processes involved in its action. Furthermore, when herbal medicine is contemplated from a botanical point of view, as does the "medical botany", exposure is performed by a journey through the different taxa containing species with therapeutic relevance.


Nevertheless, in this review article is discussed a group of drugs that, from the last points of view do not have anything to do with each other. However, they have very similar pharmacodynamic mechanisms, despite acting on different receptors. These are partial agonists (and antagonists). Obviously not all of these will be reviewed in this article, but those more interesting to illustrate their relationship in terms of pharmacodynamic performance: varenicline, buprenorphine, diazepinones, aripiprazole, memantine. This is the purpose of this article: a review of a group of drugs from a novel point of view, as its common pharmacodynamic mechanism of action.


Among the conclusions, is the indication of these drugs to intervene in such a complicated biochemical and physiological systems that functions to be treated should neither be inhibited nor enhanced, but simply modulated. This is the case of many diseases that affect the nervous system.


BIBLIOGRAFÍA RAPASTINEL


(1) Burgdorf J, Zhang X, Nicholson KL, Balster RL, Leander JD, Stanton PK, et al. GLYX-13, a NMDA receptor glycine-site functional partial agonist, induces antidepressant-like effects without ketamine-like side effects. Neuropsychopharmacology : official publication of the American College of Neuropsychopharmacology 2013; 2012;38(5):729-742.

(2) Burgdorf J, Zhang X, Weiss C, Matthews E, Disterhoft JF, Stanton PK, et al. The N-methyl- d-aspartate receptor modulator GLYX-13 enhances learning and memory, in young adult and learning impaired aging rats. Neurobiol Aging 2011;32(4):698-706.

(3) Moskal JR, Burgdorf J, Kroes RA, Brudzynski SM, Panksepp J. A novel NMDA receptor glycine-site partial agonist, GLYX-13, has therapeutic potential for the treatment of autism. Neurosci Biobehav Rev 2011;35(9):1982-1988.


(4) Zhang X, Sullivan JA, Moskal JR, Stanton PK. A NMDA receptor glycine site partial agonist, GLYX-13, simultaneously enhances LTP and reduces LTD at Schaffer collateral–CA1 synapses in hippocampus. Neuropharmacology 2008;55:1238-1250.

(5) Rajagopal L, Burgdorf J, Moskal J, Meltzer H. GLYX-13 (rapastinel) ameliorates subchronic phencyclidine- and ketamine-induced declarative memory deficits in mice. Behav Brain Res 2016;299:105-110. 

martes, 19 de abril de 2016

El Espino Blanco, en el corazón de la salud



En la Fuenfría, con un ejemplar de Crataegus


En el siguiente número de la revista científica Medicina e Investigación, de la plataforma Elsevier, se publica un trabajo mío titulado "El Espino Blanco, en el corazón de la salud". Es posible ver la publicación completa a través del enlace:




A continuación se resume el contenido:








RESUMEN


El objetivo de esta publicación es dar a conocer las propiedades del Espino Blanco, para potenciar su investigación y utilización en el tratamiento de las mismas.

Como resultados, destacar sus propiedades terapéuticas en:


  • Determinados tipos de insuficiencias cardiacas congestivas.
  • Reducción de la incidencia de procesos isquémicos cardiacos, así como mejoras en la recuperación tras su ocurrencia.
  • Reducción en la incidencia de diversos tipos de arritmias de origen nervioso.
  • Otras.

Por otro lado, destacar la buena tolerabilidad y baja incidencia de efectos secundarios en el tratamiento con Espino Blanco.


Como conclusiones, destacar los beneficios que tendría un mejor aprovechamiento de una especialidad fitoterapéutica tan útil como es el Espino Blanco, en:


  • Prevención de patologías cardiacas y la consiguiente promoción de la salud.
  • Tratamiento de patologías cardiacas leves y de situaciones de riesgo de padecerlas
  • Tratamiento de patologías cardiacas moderadas y graves, como coadyuvante de especialidades farmacéuticas de síntesis. 

Por otro lado, destacar la buena tolerabilidad y baja incidencia de efectos secundarios en el tratamiento con Espino Blanco


SUMMARY



As a result, are highlighted the therapeutic properties of Hawthorn in:


  • Certain types of congestive heart failure.
  • Lowering the incidence of heart ischemic processes, as well as a better recovery after the occurrence of such events.
  • Lowering the incidence of some types of arrhythmias of nervous system origin.
  • Other.

Moreover, are also highlighted the good tolerability and low incidence of adverse effects in the treatment with Hawthorn based medicines.

As a conclusion, are emphasized the benefits that would make a better use of Hawthorn based medicines, in: 


  • Prevention of heart pathologies, and the subsequent health fostering.
  • Treatment of mild heart conditions and the risk of suffering from it.
  • Treatment of moderate and serious heart pathologies with Hawthorn, as adjuvant of current synthesis drugs. 


domingo, 13 de marzo de 2016

El Arte de la Evasión, fuente de nuevos fármacos




Hoy publican un trabajo mío en la revista científica Medicina e Investigación, de la plataforma Elsevier, titulado "El Arte de la Evasión, fuente de nuevos fármacos". Es posible ver la publicación completa en pdf a través del enlace:





A continuación se resume el contenido:






RESUMEN



El proceso de co-evolución que se da entre parásito y hospedador, ha traído consigo la selección genética en el parásito de numerosos y efectivos mecanismos de evasión del sistema inmunológico del hospedador. Estos mecanismos tienen un enorme potencial como compuestos líderes para el desarrollo de fármacos. Entre los objetivos de la presente publicación, está dar a conocer algunos de estos mecanismos, los más interesantes desde el punto de vista científico y farmacológico para, de este modo, ayudar a potenciar la investigación para su aprovechamiento en el diseño de fármacos. 

Así, se destacan los últimos hallazgos en cuanto a  mecanismos de evasión del sistema inmune de un gran número de parásitos, abarcando desde los protozoos hasta los helmintos. Ya se puede entender que entre las aplicaciones de los sustratos moleculares de estos mecanismos, destaca tanto el tratamiento de enfermedades autoinmunes y alérgicas, como el desarrollo de vacunas.

SUMMARY



The co-evolution process existing between parasite and host, has brought genetic selection of several effective mechanisms to evade immune response of the host. These mechanisms are useful as leader compounds aimed to drug development. Among the objectives of this publication is to present some of these, the most interesting from scientific and pharmacological points of view and, thereby, help promoting research for use in drug design.


Thus, last findings related to mechanisms to evade immune response are reviewed, considering a wide spectrum of parasites ranging from protozoans to helminths.  Now is understandable that, among the applications of the molecular substrates of these mechanisms, both the treatment of autoimmune and allergic diseases such as vaccine development stands.


sábado, 6 de febrero de 2016

De la adversidad a la victoria. Entrevista



Jane Doe (J.D.) es una paciente que, tras 10 años consumiendo drogas ilegales como la heroína, seguidos de otros 10 años de pequeñas y costosas victorias diarias en el tratamiento de mantenimiento con metadona (1), ha conseguido recientemente La Gran Victoria: es la primera vez desde hace 20 años que no se ve en la necesidad de consumir una sustancia adictiva. No voy a comentar ningún dato personal sobre ella por motivos de confidencialidad (2); el nombre lo he sacado del apelativo que se emplea en el mundo anglosajón para referirse a alguien sin desvelar el nombre … y J.D. está ahora enfrente de mí; cuando le comenté la posibilidad de hacer esta entrevista le pareció buena idea y enseguida se prestó a ello. 

Ha sido una entrevista tremendamente interesante y motivante. A continuación transcribo mis preguntas y las respuestas de J.D. Espero que sea del interés de todos. Al final del post incluyo algunos básicos bibliográficos sobre: aspectos clínicos del tratamiento de mantenimiento con metadona, sobre otros tratamientos alternativos (buprenorfina), y sobre el craving de heroína en pacientes en tratamiento con metadona

Un primer objetivo con este post es dar a conocer entre el público general lo que hacemos en el tratamiento de la adicción a opiáceos, tanto desde las farmacias que nos dedicamos a ello, como desde los centros de ayuda al drogodependiente (CAD/CAID), para mostrar cómo una enfermedad crónica tan grave como esta, se cura con la ayuda adecuada y, sobre todo, con el esfuerzo y voluntad del paciente. También es mi objetivo mostrar a otros pacientes similares que existe un camino hacia la curación que, si bien hay que caminarlo durante mucho tiempo con paso firme, lleva a la meta.


IÑIGO PALLARDO (I.P.).- En primer lugar, te quería dar la enhorabuena por este triunfo. ¿Qué tal estas? ¿Cómo te encuentras?. 

J.D.- Muchas gracias. Pues me encuentro fenomenal, viviendo y dirigiendo mi vida con total libertad, sin la atadura que supone estar dependiendo de una sustancia. Soy otra persona.


I.P..- He preparado algunas preguntas enfocadas, sobre todo, al tratamiento de mantenimiento con metadona y a la salida del mismo. Aunque antes me gustaría comentar brevemente cómo tomaste la decisión tan acertada de empezar el tratamiento. ¿Fue fácil?.


J.D.- No fue nada fácil. Inicialmente no tenía ninguna confianza en la metadona; pensaba ... ¿qué más da estar enganchada a una u otra cosa, si al final voy a estar dependiendo de algo?. ¿Qué diferencia hay entre una droga y la otra?. Además inicialmente, hace ya más de 10 años, la metadona nos la proporcionaban en la calle desde un microbús (conocido como Metabús), en torno al cuál había organizado un tinglado muy similar al de la heroína. Los mismos personajes trapicheando de nuevos modos: compraventa de metadona y heroína, organización de kurdas, etc. Era lógico, el microbús estaba en la calle y era el sitio ideal para eso, porque a su alrededor agrupaba oferta y demanda cosas relacionadas con el mundo de la heroína.  

Sin embargo, verme en los asuntos en los que me ví involucrada, y a los que me llevó la necesidad y búsqueda de heroína, fue lo que me hizo tomar la decisión de ponerme en tratamiento, a pesar de la desconfianza inicial que tenía hacia la metadona. Verme así, haciendo esas cosas para y por la droga, cosas contrarias a todo lo que me había transmitido mi familia y a lo que todo ser humano necesita ... eso me llevó a comenzar el camino, pero fuera del microbús: efectivamente, gracias a una de las personas encargadas en el mismo, se me presentó la posibilidad de continuar el tratamiento en un centro diferente, fijo, controlado, con extraordinarios profesionales que me ayudaron muchísimo, con otros toxicómanos que se querían curar ... un centro que estaba en las proximidades del Hospital 12 de Octubre. En este centro, además de facilitarme la metadona de un modo mucho más conveniente que en la situación anterior, se me proporcionaba asistencia psicológica, formación y terapias de grupo; todo ello con una calidad de relación humana, atención y profesionalidad que fueron fundamentales en  mi curación. 


I.P..- 10 años de tratamiento es mucho tiempo. Supongo que en el trascurso del mismo habrás tenido muchas dudas y altibajos. ¿Tenías esperanza de conseguirlo? ¿Te pareció siempre una posibilidad real?. Supongo que la esperanza es muy importante para poder mantenerte 10 años en tratamiento. ¿En algún momento pensaste tirar la toalla? ¿Qué ha sido lo más duro?

J.D.- Estuve dos años simultaneando el tratamiento con metadona y la heroína, que solía ponerme una vez cada tres meses, más o menos. 

I.P.- ¿No tenías suficiente con la metadona? ¿No era capaz de controlar tu deseo hacia la heroína?. 

J.D.- No es eso; la metadona hacía su trabajo y era suficiente. Sin embargo era el entorno en el que estaba enganchada y las ganas de diversión lo que me llevaba a Las Barranquillas esporádicamente; pero ya no era una consumidora habitual de heroína

IP.- La llamada era más psicológica y de estilo de vida que física.

JD.- Eso es. Todo el día sin hacer nada, acostumbrada a ese modo de vida ... es lo que me hacía volver a la heroína de vez en cuando, a pesar del tratamiento con metadona

J.D.- Sin embargo sólo estuve así dos años, en los que cada vez espaciaba más mis visitas a Las Barranquillas. Es a partir de ese momento que supe que lo conseguiría. En esos 8 años siguientes de tratamiento con metadona en los que no me ponía heroína simultáneamentejamás perdí la esperanza; no digo que no fuera duro, que no fuera largo, que no requiriera esfuerzo, pero sabía que lo conseguiría.  

Como ves, no sólo hay que abandonar la droga, sino también todo lo que hay en torno a ella. Es muy difícil para una persona separarse de su entorno y modo de vida. 


I.P.- Desde que te conocí por el tratamiento me has parecido una persona centrada, con un trabajo, familia, etc. Supongo que todos estos aspectos han sido importantes para vencer tu adicción, además de la metadona y de las ayudas terapéuticas. En relación con esto, ¿Cuáles han sido para ti los aspectos clave para haber superado tu adicción?

J.D.- No siempre he estado así, tan centrada. Ya te he contado las cosas que he hecho cuando vivía en la droga; precisamente fue tomar consciencia de esas cosas, lo que me impulsó a dar el paso inicial de ponerme en tratamiento. 

Las cosas importantes para superar mi adicción ... el abandono y desapego del entorno de la droga ha sido muy importante para dejar la heroína, y ese abandono del entorno fue posible gracias a ocuparme de otras cosas: un trabajo, mi familia, las actividades del tratamiento de deshabituación, etc. También te he dicho que la metadona es suficiente para frenar la tendencia física hacia la heroína (no la psicológica). Sin embargo, si tuviera que nombrar un factor clave para dejar la droga, ese es el tratamiento psicológico/psiquiátrico: aprender a enfrentarte a tus problemas sin necesidad de recurrir a la droga. 


I.P.Por resumir las cosas que has dicho, en relación con la retirada de la droga: 
  • hay que encontrar la motivación (familia, trabajo) para dejar la droga y comenzar el tratamiento, 
  • hay que contar con la ayuda profesional para aprender a enfrentarse al mundo y sus problemas sin la droga (ayuda psicológica), 
  • hace falta una terapia de mantenimiento efectiva (metadona) que permita al paciente alejarse de la droga ilegal,
  • y hay que desengancharse también del entorno de la droga. 

I.P.- En relación contigo y con los casos que conoces, ¿El mantenimiento con metadona es para tí un método efectivo para vencer esta enfermedad? ¿Conoces o has utilizado algún otro?

J.D..- La metadona funciona; es totalmente eficaz como tratamiento, aunque también son necesarias las demás cosas que te he dicho. 

No he utilizado ningún otro método para dejar la heroína. Es cierto que antes de comenzar con la metadona, hice un par de intentonas de dejar la droga por mis propios medios: no lo conseguí. Con la metadona, y todo lo demás que la ha acompañado, he hecho un sólo intento, pero definitivo. 


I.P..- Sin entrar en aspectos técnicos ni rollos científicos, para mí la metadona es una sustancia que produce un efecto asimilable a la heroína o, por lo menos, que satisface en cierto modo la necesidad de tomarla y elimina el sufrimiento de no consumirla, pero cuya dosis se puede ir reduciendo con un nivel tolerable de síndrome de abstinencia. ¿Es así? 

J.D.- Correcto. 


I.P.- Vamos a hablar ahora de la abstinencia. Sé que, a pesar de que no tenías conocimiento de si te estábamos reduciendo la dosis o no, has padecido algunos efectos secundarios de esta reducción de los que hemos hablado en la farmacia en algunas ocasiones: sudoración, cierto malestar, etc. ¿Sospechaste que eran motivados por una reducción de dosis, o son susceptibles de ser síntomas de otras dolencias?

J.D.- No lo sospeché. Mucha gente no lo cree, pero no me dí cuenta, lo achaqué a otra cosa, ya lo sabes. 


I.P.- La última semana te estuvimos dando agua en lugar de la solución de metadona. Supongo que en ese momento sí te diste cuenta, al no estar presente el sabor amargo de la metadona. ¿Es así? ¿Qué pensaste entonces?

J.D.- No me dí cuenta, de verdad, ni en la toma de la última semana. Intuía menos volumen, pero pensaba que estaría más concentrada, no sé, no estaba segura, el bote es opaco ... 

Me emocioné mucho; me dieron un diploma en el CAID, me felicitaron ... y yo no me lo creía, a pesar de que nunca perdí la esperanza en el camino. 


I.P.- A pesar de esta victoria, sabes que siempre hay que estar alerta … ¿Sigues acudiendo al CAID o a algún centro que te dé soporte en esta fase? ¿De qué se trata?

J.D.- Me llamaron la semana pasada para hacerme seguimiento, y precisamente voy a acudir esta semana. Simplemente para ver que tal y hablar con ellos, pero ahora mismo no estoy siguiendo ningún tratamiento específico. 

I.P.- ¿Temes una recaída? ¿Es para ti un riesgo real, o ya no es más que una sombra del pasado?

J.D.- No es ni siquiera una sombra. Simplemente no, no hay peligro. 

I.P.- ¿Qué le dirías a las personas que padecen la misma enfermedad que acabas de superar?.

J.D.- Que si uno hace lo que tiene que hacer, está motivado, se esfuerza, y cuenta con el apoyo profesional adecuado, lo consigue. No es fácil, pero se llega. Y es maravilloso llegar. 

I.P.- Ha sido un placer haber tenido la oportunidad de ayudarte en tu lucha; estos triunfos son los que hacen que merezca la pena esta profesión. Te deseo lo mejor y te digo que aquí estaremos para ayudarte en lo que necesites. Para terminar, y como seguro que me he dejado alguna cosa importante en el tintero por preguntar, me gustaría que terminaras diciendo lo que quieras.

J.D.- He tenido mucha suerte con todos los profesionales que me habéis atendido en todos los ámbitos: desde el centro del 12 de Octubre hasta ahora. Siempre me habéis respondido. Quería daros las gracias a todos. 


BIBLIOGRAFÍA


(1) Colom Farran J, Duro Herrero P, Almendros Plana M, Armelles Sebastià, M, Batlle Batlle F, Bolao Baró F, Bruguera Cortadae et Al. Tratamiento de mantenimiento con metadona. Manual de práctica clínica. 2009, Barcelona.  Generalitat de Catalunya, Departamento de Salud.

(2) Se ha obtenido el consentimiento informado del paciente para la publicación y se han enmascarado sus datos personales adecuadamente por motivos de confidencialidad, siguiendo los preceptos establecidos en: Williams, JR. Manual de Ética Médica. 3ª edición. UK: Asociación Médica Mundial; 2015.

(3) Walter M, Wiesbeck GA, Bloch N, Aeschbach S, Olbrich  HM, Seifritz E, Dürsteler-MacFarland KM. Psychobiological responses to drug cues before and after methadone intake in heroin-dependent patients: A pilot study. European Neuropsychopharmacology, 2008; 18:390—393.


(4) Baño Rodrigo MD, López García ML, Guillén Llera JL. De metadona a buprenorfina. La inducción del tratamiento. Trastornos Adictivos, 2003; 5(4):295-302.